Opinión.-YAYO H.- “El Pentámetro Yámbico.”22-11-14

AUDIO:

LA5PATA 29-11_EL PENTÁMETRO YÁMBICO. YAYO H.

Tenemos empresarios del 2020, con un gobierno de 1970. Trabajadores que cargan una transición profesionalizada, pero que quieren dar más, y las importaciones parciales y la falta de inversión no se los permite. Pymes que no soportan el peso impositivo, sin créditos, que se la rebuscan como pueden, a expensas de un gobierno cambiante en el trato. Estamos ante un ciclo que ha eliminado la movilidad social, el ascenso social. El asistencialismo, tal como ha sido implementado, ha dado resultados inoperantes (salvo AU y pocos planes más), ahora eliminados por la inflación, y la ausencia de responsabilidad laboral genuina. Antes de integrar, han apartado a sectores, sepultándolos en más pobreza estructural.

Reapertura de Paritarias, un Bono que ayude a la situación salarial de Fin de Año, Sueldos Anuales Complementarios (aguinaldos) con ausencia de gravámenes por ganancias. Subir el piso del mínimo no Imponible. Son algunos de los reclamos indispensables que los sectores expresan.

Entre otras cosas ¿tiene claro el gobierno los despidos que hubo en octubre? Más desocupación, y por decreto más gasto público por más de 50 mil millones de pesos. La desocupación subió a 7,5% y se perdieron 132.000 puestos en un año.

En el discurso de la Presidenta, en la clausura de la Convención de la Cámara Argentina de la Construcción, no se mencionó el tema, y pidió a los candidatos que “definan claramente de cara a la sociedad cómo y quién va a financiar la infraestructura” que prometen. Lo que no está mal. También debería la Mandataria comenzar a dejar cuentas claras que no cierran, empezando por las propias, sino parecemos inocentes fecundos solo por tener que creer  a alguien, nada más que por el cargo que se tiene, cuando un cargo público, es la primera responsabilidad y esto, sin que nadie deba alarmarse. La estrategia de inversión de valores, por verticales que resulten, al hombre que anda de a pie ya no lo convence.

2014 fue un año donde muchos sectores obtuvieron de un 24 a un 28% de aumento en paritarias, a pagar en tres o cuatro veces, o sea, devorados por una inflación real del 40% anual. Digamos que el gobierno se llevó puesto cada bolsillo.

Por otra parte, las cortinas de humo que el Gobierno alguna vez supo crear para que todos corrieran detrás de cada tema que instalaba, van dejando de ser tales, han sido suplantados por situaciones reales, inconfesables, en cuanto a que ya no puede disimularse tanto error, o tantos hechos judiciales que se van amontonando, sumados a una sentencia a mediano y largo plazo de una sociedad que parece aguardar silenciosa.

La Justicia pierde más tiempo utilizando a sus mejores hombres para frenar las embestidas del gobierno, que solucionando causas de cada ciudadano. Cuando debería dedicarse más a la Civilidad, a sus conflictos, y profundizar aquello que compromete a cada funcionario. ¿Por qué? Bueno, tal vez, porque un gobierno débil como este siga siendo más enérgico, no sé si fuerte, que el mayor reducto de una oposición aun dispersa, y de un poder Judicial que no asoma todavía a lo que la sociedad espera.

Seamos sinceros, sin entrar en supuestas apologías del delito, o en el interés de profecías auto cumplidas, hay que decirlo; Quienes van a pagar el  bono ante la inacción política, soberbialmente inejecutiva, van ser los comerciantes, que ya no saben con qué comprar lo que vendieron, en más de un caso. Las razones exceden un tema de costos; lo que el gobierno desconoce sigue llamándose, inflación y recesión.  También lo pagarán las grandes cadenas hipermercadistas, cuyas sillas se arriman a la mesa del gobierno según los tiempos políticos así lo indiquen. Y me refiero a los daños de cada fin de año, posiblemente agudizados, no porque alguien lo desee, sino por autismo. No podrán frenar este año, a tipos acostumbrados a demandar sin trabajar. Una cultura alucinante de estos últimos años, para cualquier escritor de ficción.

De por medio, las frases de un senador oficialista, disgustado con Bonadío, acerca de que en un país normal no se allana al presidente, no se ha enterado que precisamente por senadores como él, este no es el país normal que necesitamos, y que si Bonadío cometió algún ilícito también deberá ser  indagado por la Justicia . Aunque no es casual que le echen los galgos, cuando levantó la perdiz, acerca de un complejo hotelero que nadie entiende. O que en el Portal de Télam se lea, desde la profesión periodística y el sentido común, inexplicablemente;

“OPERACIÓN ESCUDO// Magistratura trabaja en una nueva denuncia contra el juez Bonadío, con lo que ya suma diez causas// El Consejo de la Magistratura trabaja en una nueva denuncia por su “accionar extorsivo” en el marco de un allanamiento que ordenó a la sociedad Hotesur, de la cual la presidenta Cristina Fernández de Kirchner es accionaria.

Hasta la diputada Stolbizer y su asesora Martínez, fueron denunciadas por supuesto abuso de autoridad, incumplimiento de sus funciones y enriquecimiento ilícito. En fin.

Pero hay algo, sí,  que hasta ya es feo de ver; nuestro Ministro Capitanich, expresó acerca de Bonadío que “Queda clara su verdadera intencionalidad” y que “al pedir a la AFIP las declaraciones juradas de la familia Kirchner y de Lázaro Báez, actúa con “intencionalidad política”.

Capitanich es como una decretada exageración de inutilidad. Es lo más parecido al Pentámetro Yámbico. Lo que no sé, es si ha terminado por contagiar al Gobierno o el Gobierno lo capacitó en estas artes; Un pie yámbico es una sílaba no acentuada seguida de una acentuada. Su ritmo se puede describir de la siguiente forma: da, DUM.

Una línea de pentámetro yámbico son cinco pies yámbicos en un mismo verso:

Da… DUM… da… DUM… da… DUM… da… DUM… da… DUM

Una monotonía que sin capacidad, es terminal y cansadora.

Escritores ingleses como William Shakespeare, o Christopher Marlowe, y el norteamericano Allen Ginsberg, compusieron gran parte de su obra dramática con esta métrica.

Aunque, claro, dejaron algo.

YAYO H.

LA5PATA

##############

Compartí el contenido:

Post Author: Editor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *