Autoblog-Los autos de más de 1.5 millones de pesos pagarán impuestos internos

Por Carlos Cristofano y Horacio Alonso

 

Argentina ya casi no quedan autos por debajo del millón de pesos. Y la gran mayoría de los modelos del mercado cuestan por encima de 1.5 millones. Todos esos modelos, a partir de la reforma impositiva que anunció hoy el presidente Alberto Fernández, tributarán impuestos internos.

Esto es porque se reflotó la primera escala de este tributo, que se había eliminado en 2015. Y ahora afectará a muchos más autos que antes. Así lo reveló esta tarde el diario Ámbito Financiero (ver nota abajo).

Los impuestos internos fueron utilizados por la ex presidente Cristina Kirchner a comienzos de 2014 para frenar la fuga de divisas. El también ex presidente Mauricio Macri había prometido eliminarlos, pero los mantuvo vigentes.

El nuevo presidente Alberto Fernández volverá a utilizarlos como un torniquete para frenar la salida de dólares. Se espera que el efecto sea el mismo de siempre: una profunda recesión y distorsión de precios, en un mercado automotor que ya acumula un año y medio de crisis.

La renacida primera escala de impuestos internos comenzará a regir a partir de enero.

La noticia se conoce apenas horas después de que Fernández prometiera “autos accesibles”, durante un encuentro con fabricantes de autos, concesionarios, autopartistas y sindicatos (ver nota).

 

Fernández ante automotrices: “Esta idea de que abrimos las puertas, importamos y así somos parte del mundo, es una enorme idiotez”

Los fabricantes de autos agrupados en Adefa, las autopartistas (Afac), los concesionarios (Acara) y los sindicatos (Smata y UOM) le presentaron hoy al presidente Alberto Fernández el “Plan Estratégico 2030” del sector automotor.

En ese plan se pide la ayuda del Estado para aumentar la producción automotriz, facilitar el acceso al crédito, reducir los impuestos del sector y ayudar a la renovación del parque automotor con propuestas como un nuevo Plan Canje. El plan completo se publicó el 10 de octubre.

La presentación ante el Jefe de Estado se realizó esta mañana en el auditorio de Smata en Buenos Aires y Alberto Fernández llevó una respuesta preparada.

* “Necesitamos que los que producen, los que invierten y los que trabajan concilien intereses para hacer crecer a la Argentina. En los últimos años sólo se estaba produciendo un tercio de lo que somos capaces de producir en la industria automotriz”.

* “El camino es éste: ponerse de acuerdo entre los que producen, invierten y trabajan. Encontrar un punto de equilibrio para que el negocio automotriz funcione y le den a los argentinos autos accesibles, terminando así también con suspensiones en empresas porque se produce un tercio de la capacidad productiva del sector”.

* “Vamos a hacer del Mercosur nuestro espacio común desde donde vamos a enfrentar a la globalización: es un hecho irreversible y debemos asumirlo con inteligencia”.

* “Decir ‘importamos y así somos parte del mundo’ es una enorme idiotez, de ese modo destruimos la industria nacional y al que produce. No lo hicimos con Néstor (Kirchner), no lo hizo Cristina (Fernández) y no lo voy a hacer yo”.

* “El sector automotor ha dado el puntapié inicial del nuevo contrato social argentino. Los que trabajan, los que producen. Un lugarcito en la mesa para que el Estado esté presente y ayude a que este plan se concrete más rápidamente”.

* “Soy un defensor de la universidad pública, pero esto no es en desmedro de la privada, que también debe ser parte y ayudar como ha ayudado a desarrollar un programa estratégico. Hemos vuelto a tomar la senda del crecimiento y el desarrollo. En esta Argentina tienen lugar los que producen, los que trabajan y todos los que quieren un país mejor”.

El resultado del encuentro fue ambiguo. Los sectores que organizaron el encuentro esperaban un compromiso para convertir en Ley el Plan Estratégico 2030 del sector automotor. El presidente Fernández sólo comprometió su apoyo, pero no fijó metas para concretarlo.

***

Archivo para descargar: Plan Estratégico Automotor 2030

***

Nota del diario Ámbito Financiero 
Habrá fuerte aumento de impuestos para autos de más de u$s28.000

Por Horacio Alonso

En el megaproyecto de ley presentado por el Gobierno se incluye un fuerte aumento tributario a los autos de más de u$s28.000. Esto se debe al cambio introducido a los Impuestos Internos que tendrá una mayor alícuota para pagar además de alcanzar a más modelos por la baja de base imponible que la ubica en el nivel más bajo de la historia.

Tal como había adelantado Ámbito, desde fin de mes pasado -antes de la salida de las anteriores autoridades- se especulaba con este cambio debido a una sorpresiva modificación en una resolución de la AFIP publicada en su sitio oficial.

Hasta ese momento, la vigencia del esquema impositivo se extendería hasta fin de febrero pero, de manera inesperada, se acortó al 31 de diciembre. Ese esquema establecía que sólo los vehículos de más de $1.832.000 de precio mayorista pasarían a pagan una alícuota de 20%. Esto implica un aumento de precio de 25%. Ahora, se desdobló la escala. La alícuota del 20% se pagará desde precio mayorista de $1.300.000 ($1.560.000 al público) mientras que introduce una nueva de 35% a partir de valor, antes de impuesto de $2.400.000. Esta hará que los vehículos se incrementen 54%, es decir vehículos de alrededor de $ 3.700.000 al público. Con la nueva base imponible, modelos como el Toyota Corolla –el que utiliza el presidente Alberto Fernández – estarán alcanzados por este tributo.

Además se modificó la forma de cálculo de actualización que antes era trimestral por inflación y ahora será por nuevo mecanismo que correrá a partir de abril. A esto se suma la suba de la tasa de estadística de 2,5% a 3%.

Ambito había anticipado que el cambio de Gobierno había puesto a los importadores de autos en estado de alerta por el temor a un aumento de la presión fiscal. Este segmento de vehículos, debido al valor de modelos, es el que más está alcanzado por los Impuestos Internos, un gravamen que apunta a productos “de lujo”.

En medio del festival de medidas para incrementar la recaudación, preocupaba en el sector que se decida un “impuestazo” para los 0 km más caros, como sucedió en los últimos años de la anterior gestión kirchnerista. Es por eso que algunas empresas consultadas decidieron apurar la nacionalización de unidades para escapar de un nuevo “golpe” tributario. “Tratamos de nacionalizar, antes de fin de año, todas las unidades que están en el puerto para cubrirnos por cualquier cambio de reglas de juego”, señalaron en una de las principales marcas importadoras.

Los importadores de autos suelen dejar los vehículos en los depósitos aduaneros para ir nacionalizándolos en la medida en que lo requiera la demanda. Al sacarlos del puerto, se deben pagar los impuestos.

“En nuestro caso, nos jugamos. Nacionalizamos una parte y dejamos un volumen muy chico en depósito para no desembolsar todo el dinero. Si no hay cambios, no tendremos problemas”, explicaron en otra empresa. Cada marca tiene una estrategia y necesidad distinta. “Por el volumen de operaciones que tenemos, vamos nacionalizando todo a medida que llega, pero es lógico que los competidores se apuren a ingresar los autos para pagar menos”, reconocieron en otra automotriz.

Las automotrices se sorprendieron a comienzos de mes con un cambio inesperado, tal como adelantó Ambito. El plazo del esquema de Impuestos Internos que, como estaba previsto, debía regir desde el 1° de diciembre hasta el 28 de febrero se vio recortado al 31 de este mes, según apareció publicado en la resolución que figura en el sitio oficial de la AFIP. Hasta fin de noviembre, la norma que se podía consultar por internet establecía, como estaba previsto, que las actuales condiciones tenían vigencia por tres meses y no por uno.

Compartí el contenido:

Post Author: La 5 Pata

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *